La sabiduría indígena como solución

La sabiduría indígena como solución

Las soluciones a los grandes problemas de la humanidad como el cambio climático están en la sabiduría de los pueblos indígenas, aseguró este viernes el presidente de Bolivia, Evo Morales, en Naciones Unidas (ONU).

Morales precisó que los indígenas son más de 700 millones distribuidos en más de 90 países en todo el mundo, equivalente al seis por ciento de la población mundial, quienes viven en armonía con la Madre Tierra, al intervenir en el lanzamiento oficial del Año Internacional de las Lenguas Indígenas realizado en la sede de la ONU en Nueva York.

“A pesar del asedio capitalista gozamos de la diversidad cultural, vivimos en medio de la biodiversidad, cuidamos y somos fieles guardianes de los inmensos recursos naturales de la Madre Tierra para las presentes y futuras generaciones”, destacó.

Recordó que en medio de la opulencia todavía existen pueblos que viven en la pobreza, la desigualdad y el racismo, representando el 15 por ciento de los más pobres del mundo, situación que persiste en la actualidad ante la expansión latifundista y la persecución étnica.

Aseguró que no existen derechos humanos ni democracia cuando los pueblos indígenas viven aplastados por la tiranía del capital, por la fuerza bruta del patrón, el amparo cómplice del poder estatal y el temor de hablar su propio idioma.

“Ejercer la lengua es uno de los derechos más importantes para los pueblos indígenas”, precisó.

El presidente boliviano afirmó que la modernidad no tiene respuestas para los problemas del siglo XXI y el capitalismo conduce al desastre. Los pueblos indígenas somos parte significativa de la respuesta para el futuro, y no habrá Madre Tierra si continúa el despilfarro capitalista y su lógica de guerra.

Reflexionó que la categorización de los mundos ha deshumanizado al hombre, y solo existe un mundo donde todos son responsables de humanizarlo.

“Las lenguas indígenas no son simplemente un instrumento de comunicación, sino que a través de ellas nuestros pueblos y naciones proyectan sus conocimientos, saberes, formas de vida y la organización social. A través de ellas entendemos nuestra cultura, trasmitimos nuestra cosmovisión”, agregó.

Morales dijo que alrededor de seis mil 700 lenguas se hablan en el mundo, de ellas un 40 por ciento en peligro de desaparecer y la mayoría son indígenas.

Para preservar la sabiduría de los ancestros, el mandatario boliviano propuso desde la experiencia del país suramericano constitucionalizar los derechos de los pueblos indígenas, promover y revitalizar sus idiomas al considerarlos patrimonio de la humanidad, reconocer la plurinacionalidad de los Estados.

Asimismo, la recuperación de los conocimientos de esos pueblos desde una perspectiva de complementariedad en sociedades pluriculturales e interculturales, además de reconocer el pluralismo político, económico, jurídico y lingüísticos de los Estados.

Invocó a la paz entre los pueblos mediante el diálogo constructivo y condenó toda forma de injerencia.(Fuente: Prensa Latina)